Temp. actual

clima
24°C

Prob. de lluvia

lluvia
80%

Compra

  • 7.68
  • dolar

    Venta

  • 7.86
  • logoep

    Guatemala, viernes 01 de junio de 2007

    facebook twitter youtube instagram mail rss

    OPINIÓN

    El mago de la cara de vidrio

    Carol Zardetto

    La televisión es uno de los medios más peligrosos.

    El mundo se mueve a una velocidad nunca antes experimentada. Esto se debe a la inercia propia del crecimiento demográfico exponencial y la rápida globalización que este supone. El crecimiento y desplazamiento de la “civilización” por todo el planeta, acelerado por la revolución industrial y, luego, la revolución tecnológica, desataron la carrera de las empresas multinacionales por llegar hasta cada rincón del planeta, adaptando estrategias y publicidad a la producción masiva.

    A la vanguardia de esta avalancha del consumismo están los medios de comunicación en masa, pues la densidad demográfica requiere vehículos informativos de gran alcance.

    La cuestión del necesario “gran alcance”, hace que dichos medios se conviertan en un arma de muchos filos, difícil de manejar, pero imprescindible para un Estado moderno.

    Con grandes caudales financieros, algunas empresas se han hecho con las más pequeñas: en EE.UU. el número de empresas de telecomunicaciones bajó de 50 hace dos décadas, a menos de 10 en la actualidad. Esta reducción en el número de dueños corporativos también es visible en Guatemala, donde un empresario mexicano es dueño de toda la cadena televisiva y una de las cadenas de cine.

    ¿Quién controla entonces los medios de comunicación? Es una pregunta difícil de responder, pero generalmente es aquel quien tiene mucho dinero. Esta característica se vuelve interesante para aquellos con aspiraciones de poder, especialmente en los países donde el germen de la ignorancia política está bien cultivado. Los medios de comunicación, especialmente los audiovisuales, se convierten en agentes privados de difusión de gran alcance. No hay arma más poderosa en una sociedad que pretende ser democrática sin las estructuras educativas adecuadas.

    La televisión es uno de los medios más peligrosos en este sentido, pues sus imágenes “no mienten”. Enseña lo que quiere mostrar y lo que aparece está seleccionado cuidadosamente. El mago de la cara de vidrio (la televisión) es realmente un ente poderoso; de ahí pues la encarnizada lucha entre las omnipotentes empresas privadas que defienden sus intereses, y la de aquellos gobiernos enemistados con el capital que buscan conservar su posición política.

    En medio de la confusión, lo único claro es el riesgo que conlleva para el ciudadano esta concentración, sea en manos de grupos económicos con gigantesco poder o en manos de un Gobierno que encuentra en la represión informativa una forma de mantener la opinión pública a su favor. Los medios de comunicación masivos son, en la actualidad, una manera eficaz de construir verdaderos imperios o monopolios del poder público.

    Carol Zardetto

    31 mayo 2007

    COMENTARIOS
    Reglas para comentar en el foro

    Este espacio es para promover el diálogo, compartir, discutir y argumentar sobre el artículo publicado, únicamente. Se prohíben mensajes que contengan:

  • Ataques personales, insultos, acusaciones o faltas de respeto
  • Mensajes incoherentes, sin objeto alguno o comerciales
  • Mensajes con spam, lenguaje sms o escrito todo en mayúsculas
  • Mensajes con contenido racista, sexista, o cualquiera que discrimine

  • Mensajes de contenido pornográfico
  • Piratería, o mensajes que permitan el uso ilícito de material con derechos de autor
  • Nos reservamos el derecho de editar o eliminar cualquier mensaje que no cumpla con las condiciones anteriores. Y de ser necesario bloquear a usuarios.

    Al participar, acepta las reglas y el aviso legal.



    Agregar su comentario
    comments powered by Disqus

    PARA LEER

    Estupefacto

    César A. García E.

    El cacique alcalde

    Gustavo Berganza

    Aracataca tiene su tren amarillo

    Rigoberto Juárez-Paz

    Un trabajo por cuenta ajena

    Sergio Ramírez

    Consultas populares (II)

    Álvaro Castellanos Howell

    ¿Por qué 80? (III)

    Acisclo Valladares Molina

    OPINION

    Marca Registrada © Aldea Global, S.A. (elPeriódico)

    AYUDA

    NUESTRA REDACCIÓN

    CONTACTO

    AVISO LEGAL

    15 avenida 24-51 zona 13, Guatemala, Guatemala PBX: (502) 2427-2300

    Mas en esta seccion

    El mago de la cara de vidrio

    Publicado:(2007-06-01)

    /es/20070601/opinion/40197/

    El mago de la cara de vidrio

    Publicado:(2007-06-01)

    /es/20070601/opinion/40197/

    El mago de la cara de vidrio

    Publicado:(2007-06-01)

    /es/20070601/opinion/40197/

    El mago de la cara de vidrio

    Publicado:(2007-06-01)

    /es/20070601/opinion/40197/

    El mago de la cara de vidrio

    Publicado:(2007-06-01)

    /es/20070601/opinion/40197/

    El mago de la cara de vidrio

    Publicado:(2007-06-01)

    /es/20070601/opinion/40197/

    El futuro es hoy

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251242/

    ISR: ¡El “Muso” tenía razón!

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251241/

    Intolerancia

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251240/

    ¿Qué puede aprender Latinoamérica del Mundial de fútbol?

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251239/

    Esa imperceptible cosa llamada desigualdad

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251238/

    Bipartidismo legislativo

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251237/

    El vacío de poder en Gaza

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251236/

    Contraloría de Cuentas

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251235/

    La otra cara del caudillo

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251234/

    Treinta meses después…

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251189/

    Democracia simulada

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251174/

    El impacto de los procesos de urbanización

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251173/

    ¿Guardias o asesinos?

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251172/

    PP y Lider: una señal

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251170/

    Olas de niños migrantes: si ponemos las cosas en su lugar…

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251169/

    El país de los absurdos

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251168/

    El entendimiento mutuo y el respeto

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251167/

    Consumo de Internet crece en toda Latinoamérica

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251166/

    Más huevón

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251165/

    El Mundial de la FIFA

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251109/

    “CaradeHacha” y la carretera al Atlántico

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251108/

    El peor de los males

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251107/

    La inteligencia artificial (IA), ¿el invento final?

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251106/

    Guatemala en riesgo a país seguro

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251105/

    Educación con Calidad

    Publicado:(2014-07-18)

    /es/20140718/opinion/251067/

    Israel y Hamas no son lo mismo

    Publicado:(2014-07-18)

    /es/20140718/opinion/251066/

    El oscuro testaferro

    Publicado:(2014-07-18)

    /es/20140718/opinion/251065/

    ¿Terminaremos todos en la cárcel?

    Publicado:(2014-07-18)

    /es/20140718/opinion/251064/