Temp. actual

clima
24°C

Prob. de lluvia

lluvia
80%

Compra

  • 7.68
  • dolar

    Venta

  • 7.86
  • logoep

    Guatemala, miércoles 03 de octubre de 2007

    facebook twitter youtube instagram mail rss

    OPINIÓN

    La misión imposible del Renap

    elEditorial

    Un importante paso hacia la constitución del Registro Nacional de las Personas (Renap), ha sido dado por la Corte de Constitucionalidad, al opinar que su creación no atenta contra nuestra Carta Magna.

    Un importante paso hacia la constitución del Registro Nacional de las Personas (Renap), ha sido dado por la Corte de Constitucionalidad, al opinar que su creación no atenta contra nuestra Carta Magna.

    Como se sabe, el Renap fue creado por el Congreso de la República mediante la aprobación del Decreto Número 90–2005, con la finalidad de modernizar las actuales funciones del Registro Civil, como la entidad encargada de organizar y mantener el registro único de identificación de los guatemaltecos, anotando su estado civil y demás datos de identificación, desde su nacimiento hasta la muerte, lo cual teóricamente constituye un importante avance. Sin embargo, la Asociación Nacional de Municipalidades de Guatemala (Anam) se opuso ante la Corte de Constitucionalidad, demandando que se declarara inconstitucional tal decreto legislativo, a efecto de que los registros civiles no pasaran a la nueva institución.

    La creación del Renap ha transitado por un verdadero calvario. Con el nuevo registro, la actual cédula de vecindad, sobre cuya eficacia y autenticidad se tienen probadas dudas, será sustituida por el Documento Personal de Identificación (DPI), público e intransferible, que se entregará a todos los guatemaltecos y los extranjeros domiciliados, mayores de 18 años, al momento de inscribirse.

    Sin embargo, hasta ahora tal transformación se ha convertido en una misión imposible, pues no se cuenta con la infraestructura adecuada, ni con los recursos necesarios. Se había programado el inicio de funciones del Renap para septiembre pasado. Empero, el Renap aún no ha sido organizado, no tiene director ejecutivo nombrado, ni edificio, ni sistemas, a pesar de que el Congreso de la República, había previsto la desaparición de los 332 registros civiles para el 30 de septiembre anterior.

    El Renap vendrá a derogar la antigua Ley de Cédulas, con el propósito de actualizar el sistema, sin embargo, aún no se cuenta con la capacidad tecnológica para llevar a efecto dicha transformación. El paso del Registro Civil al Renap se le ha vuelto al Gobierno otra misión imposible, como la incontrolada violencia y la persistencia de la pobreza, la ignorancia y la enfermedad de amplios sectores de nuestra población.

    La resolución de la Corte de Constitucionalidad abre las puertas para continuar con el proceso que llevará, más tarde o más temprano, a tan importante evolución registral, rescatando al Renap del limbo en que actualmente se encuentra.

















    La creación del Renap ha transitado por un verdadero calvario. Con el nuevo registro, la actual cédula de vecindad, sobre cuya eficacia y autenticidad se tienen probadas dudas, será sustituida por el Documento Personal de Identificación (DPI), público e intransferible, que se entregará a todos los guatemaltecos y los extranjeros domiciliados, mayores de 18 años, al momento de inscribirse.

    Sin embargo, hasta ahora tal transformación se ha convertido en una misión imposible, pues no se cuenta con la infraestructura adecuada, ni con los recursos necesarios. Se había programado el inicio de funciones del Renap para septiembre pasado. Empero, el Renap aún no ha sido organizado, no tiene director ejecutivo nombrado, ni edificio, ni sistemas, a pesar de que el Congreso de la República, había previsto la desaparición de los 332 registros civiles para el 30 de septiembre anterior.

    El Renap vendrá a derogar la antigua Ley de Cédulas, con el propósito de actualizar el sistema, sin embargo, aún no se cuenta con la capacidad tecnológica para llevar a efecto dicha transformación.

    El paso del Registro Civil al Renap se le ha vuelto al Gobierno otra misión imposible, como laincontrolada violencia y la persistencia de la pobreza, la ignorancia y la enfermedad de amplios sectores de nuestra población.

    La resolución de la Corte de Constitucionalidad abre las puertas para continuar con el proceso que llevará, más tarde o más temprano, a tan importante evolución registral, rescatando al Renap del limbo en que actualmente se encuentra.

    elEditorial

    2 octubre 2007

    COMENTARIOS
    Reglas para comentar en el foro

    Este espacio es para promover el diálogo, compartir, discutir y argumentar sobre el artículo publicado, únicamente. Se prohíben mensajes que contengan:

  • Ataques personales, insultos, acusaciones o faltas de respeto
  • Mensajes incoherentes, sin objeto alguno o comerciales
  • Mensajes con spam, lenguaje sms o escrito todo en mayúsculas
  • Mensajes con contenido racista, sexista, o cualquiera que discrimine

  • Mensajes de contenido pornográfico
  • Piratería, o mensajes que permitan el uso ilícito de material con derechos de autor
  • Nos reservamos el derecho de editar o eliminar cualquier mensaje que no cumpla con las condiciones anteriores. Y de ser necesario bloquear a usuarios.

    Al participar, acepta las reglas y el aviso legal.



    Agregar su comentario
    comments powered by Disqus

    PARA LEER

    El nardo en la palabra (CLXLI)

    Amable Sánchez Torres

    Comentarios

    Raúl Minondo Ayau

    Año escolar

    Eduardo Antonio Velásquez Carrera

    Mario Solórzano Martínez

    Carlos Contreras Solórzano

    Los seres enmascarados

    Mario Roberto Morales

    Como gallina sin cabeza

    Dina Fernández

    Nueva tecnología y desarrollo

    José Carlos Zamora

    Escribidor, escribiente

    Dávila Estrada

    Incluso contra ellos mismos

    Acisclo Valladares Molina

    OPINION
    JOTA C

    Marca Registrada © Aldea Global, S.A. (elPeriódico)

    AYUDA

    NUESTRA REDACCIÓN

    CONTACTO

    AVISO LEGAL

    15 avenida 24-51 zona 13, Guatemala, Guatemala PBX: (502) 2427-2300