Temp. actual

clima
24°C

Prob. de lluvia

lluvia
80%

Compra

  • 7.68
  • dolar

    Venta

  • 7.86
  • logoep

    Guatemala, martes 14 de julio de 2009

    facebook twitter youtube instagram mail rss

    OPINIÓN

    (re)Elección de Torres

    Alejandro Baldizón

    El clientelismo no distingue izquierda de derecha

    Con ligeras insinuaciones tanto de Álvaro Colom, como de su parte, se han empezado a esclarecer las ambiciones de Sandra Torres de aspirar a la Presidencia de la República en las próximas elecciones. Así, algunos periodistas comienzan a abordar el tema, por lo cual quiero agregar algunas reflexiones.

    El tema que más inquieta es la “legalidad” de su eventual candidatura. Se comenta desde que probablemente no esté “civilmente” (legalmente) casada con Álvaro Colom, por lo cual no tendría impedimento alguno, hasta que podría oportunamente “divorciarse” con tal de hacer desaparecer el mismo. Nada nuevo en nuestro medio formalista/legalista. Entre dichos extremos, sin embargo, existen varias otras circunstancias que ameritan más atención.

    Primero está el componente moral y el propio espíritu de la prohibición constitucional, al cual se podría agregar el argumento de muchos que, de facto, es ella quien ostenta el verdadero poder en este período. De nada vale esto, eso sí, en un medio donde el legalismo impera, a lo cual agregaría el tan de moda distorsionado concepto de “democracia” mediante el cual se ha entendido que con más votos se “legitima” cualquier cosa.

    Lo cual me lleva al siguiente punto, ya que, como he dicho por años, en Guatemala curia regit. ¿Habrá primero quién se atreva a impugnar su candidatura? De ser el caso, los Colom-Torres estarán preparados habiendo colocado piezas clave tanto en el Tribunal Supremo Electoral, como en la soberana Corte de Constitucionalidad, quien reina. El precedente Ríos Montt, no por su juricidad, sino por sus implicaciones, debería ser suficiente lección.

    Por último, cualquier contrincante deberá competir contra la megamillonaria campaña denominada “Mi Familia Progresa” de manera que cuando la amenaza sea “si no me eligen se van a quedar sin ‘ayuda’”, la respuesta inequívoca será: “pues yo también voy a continuar con el programa”, a la ex PAC, por ejemplo.

    ¿Qué le queda a Guatemala? Aprender que el clientelismo populista no distingue entre izquierda y derecha, pues el trasfondo es que la gente siga siendo pobre para tener con qué venderles un voto. Y que nada cambiará mientras el sistema no cambie, por ejemplo, despolitizando la Corte de Constitucionalidad.

    Alejandro Baldizón

    13 julio 2009

    COMENTARIOS
    Reglas para comentar en el foro

    Este espacio es para promover el diálogo, compartir, discutir y argumentar sobre el artículo publicado, únicamente. Se prohíben mensajes que contengan:

  • Ataques personales, insultos, acusaciones o faltas de respeto
  • Mensajes incoherentes, sin objeto alguno o comerciales
  • Mensajes con spam, lenguaje sms o escrito todo en mayúsculas
  • Mensajes con contenido racista, sexista, o cualquiera que discrimine

  • Mensajes de contenido pornográfico
  • Piratería, o mensajes que permitan el uso ilícito de material con derechos de autor
  • Nos reservamos el derecho de editar o eliminar cualquier mensaje que no cumpla con las condiciones anteriores. Y de ser necesario bloquear a usuarios.

    Al participar, acepta las reglas y el aviso legal.



    Agregar su comentario
    comments powered by Disqus

    PARA LEER

    Torpe decisión

    José Alejandro Arévalo Alburez

    (re)Elección de Torres

    Alejandro Baldizón

    Golpe a Colom

    Gustavo Berganza

    Alianza perversa

    Marta Altolaguirre

    Poco tiempo para olvidar

    Mario Mérida

    Justicia y Estado de Derecho

    Roberto Moreno Godoy

    La guerra perdida

    Acisclo Valladares Molina

    Los diputados y su agenda

    Miguel Ángel Albizures

    OPINION
    JOTA C

    Marca Registrada © Aldea Global, S.A. (elPeriódico)

    AYUDA

    NUESTRA REDACCIÓN

    CONTACTO

    AVISO LEGAL

    15 avenida 24-51 zona 13, Guatemala, Guatemala PBX: (502) 2427-2300

    Mas en esta seccion

    La letra “R”

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251304/

    Comentarios… ¡Ánimo Ejército!

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251303/

    El rincón de Casandra

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251302/

    China pisa fuerte en Latinoamérica

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251301/

    Cuando la mentira y las argucias imperan

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251300/

    Despenalización de las drogas: un camino posible

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251299/

    El futuro es hoy

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251242/

    ISR: ¡El “Muso” tenía razón!

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251241/

    Intolerancia

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251240/

    ¿Qué puede aprender Latinoamérica del Mundial de fútbol?

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251239/

    Esa imperceptible cosa llamada desigualdad

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251238/

    Bipartidismo legislativo

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251237/

    El vacío de poder en Gaza

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251236/

    Contraloría de Cuentas

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251235/

    La otra cara del caudillo

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251234/

    Treinta meses después…

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251189/

    Democracia simulada

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251174/

    El impacto de los procesos de urbanización

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251173/

    ¿Guardias o asesinos?

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251172/

    PP y Lider: una señal

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251170/

    Olas de niños migrantes: si ponemos las cosas en su lugar…

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251169/

    El país de los absurdos

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251168/

    El entendimiento mutuo y el respeto

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251167/

    Consumo de Internet crece en toda Latinoamérica

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251166/

    Más huevón

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251165/

    El Mundial de la FIFA

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251109/

    “CaradeHacha” y la carretera al Atlántico

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251108/

    El peor de los males

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251107/

    La inteligencia artificial (IA), ¿el invento final?

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251106/

    Guatemala en riesgo a país seguro

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251105/

    Educación con Calidad

    Publicado:(2014-07-18)

    /es/20140718/opinion/251067/

    Israel y Hamas no son lo mismo

    Publicado:(2014-07-18)

    /es/20140718/opinion/251066/

    El oscuro testaferro

    Publicado:(2014-07-18)

    /es/20140718/opinion/251065/

    ¿Terminaremos todos en la cárcel?

    Publicado:(2014-07-18)

    /es/20140718/opinion/251064/