Temp. actual

clima
24°C

Prob. de lluvia

lluvia
80%

Compra

  • 7.68
  • dolar

    Venta

  • 7.86
  • logoep

    Guatemala, domingo 23 de octubre de 2011

    facebook twitter youtube instagram mail rss

    DOMINGO

    “A ver quién se atreve a robar en mi gobierno”

    Ella era una joven conductora de televisión y él un candidato a la presidencia. De la mano de Jorge Serrano, Roxana Baldetti se encontró de casualidad con el poder. Pero encajó tan bien en aquel mundo que ascendió hasta el cúpula política del país, esta vez, junto al hombre que derrocó a aquel presidente. Ahora, Baldetti toca a las puertas de la Vicepresidencia, un cargo que será la cima y el final de su carrera. Después, como expone en esta entrevista, volverá a su familia y a su negocio de vender champús.

    ¿Por qué sonríe Otto Pérez en su nueva campaña publicitaria?


    – En la primera vuelta, digamos, que no estuvimos cómodos con la campaña de comunicación que hicimos, queríamos algo innovador y no lo logramos. Entonces, para la segunda vuelta, nos volvieron a tomar fotografías. Nos pusieron a escoger seis de las fotos que nos tomaron y después con esas seis se hizo un focus group que escogió cuál se utilizaría en la campaña. Entre las que Otto escogió había dos sonrientes, una menos sonriente, y otra un poco más. Y el público eligió la más sonriente. La gente quiere percibir a Otto Pérez sonriente.
    No sonríe por los resultados de la primera vuelta…


    – Efectivamente, no sucedió lo que esperábamos. Pero Otto, unos días antes, ya nos dijo que estábamos bien en las encuestas, pero que debíamos prepararnos para una segunda vuelta. Él ya estaba preparado mentalmente. Otros no. Algunos creímos que de verdad íbamos a ganar en primera vuelta y no estábamos preparados para lo que sucedió, y menos para un resultado como el que tuvimos.


    ¿Hubo un caída o es que nunca se midió bien?


    – Ninguna medición, ni una sola, le daba un resultado tan bueno a los diputados del partido oficial, ni tampoco un número tan elevado de alcaldes. No pudimos prever competir con las láminas, con bolsas solidarias…


    ¿De verdad no lo previeron?


    – No de esa magnitud, no pensamos que la gente iba a estar tan influenciada por las dádivas del Gobierno. El problema de las encuestas es que nunca llegaron a prever el impacto en el voto de la estrategia del Gobierno.


    ¿Temen que se perciba que mientras su candidato está cayendo, Manuel Baldizón está subiendo?


    – Los resultados de la primera vuelta nos han colocado en un lugar más incómodo del que estábamos, pero nuestro rival no está subiendo y eso lo podemos ver en las encuestas. Él está logrando atraer a las personas que no le votaron, pero que votaron por alguien parecido a él. Pero nuestros votantes potenciales son muchos más.


    ¿La estructura de células fracasó?


    – Funcionaron al 90 por ciento, si no es por ellos, no sé cómo nos hubiera ido.


    Pero si tenían 1.2 millones de personas en sus células, eso significa que con la campaña solo lograron atraer a unas 400 mil…


    – Sí, y no es poco, teniendo en cuenta que competíamos con 13 candidatos, casi todos de derecha, que es nuestro voto natural.


    ¿Esa estructura va a perdurar?


    – Esto no se hizo para ganar la elección sino para gobernar con ellos, para que nos permitan fiscalizar. La estructura no es para buscar puestos y eso se los dijimos desde el principio, es para que nos digan dónde se necesita una carretera o medicinas para el centro de salud.


    Usted dice que en su gobierno las células tendrán una “llave secreta”. ¿Qué es eso?


    – El que tiene la llave secreta es porque está con nosotros desde el principio. Entonces, si alguien llega con su llave secreta a pedirle un puente al Ministerio de Comunicaciones, él se lo tiene que hacer.


    ¿Entonces, van a privilegiar con obras a las comunidades donde tiene, células?


    – Es que un puente es de beneficio para todos, no vamos a impedir que lo usen los que no son Patriotas.


    Usted dice que las células van a perdurar, pero, en cada municipio se organizaron solo las estrictamente necesarias para ganar las elecciones, y solo se ubican en los alrededores de los centros de votación. ¿No es eso pura maquinaria electoral?


    – Es cierto que se pensó en que estuvieran cerca de los centros, para facilitar la movilización, pero eso no quiere decir que hayamos excluido a las personas que no viven cerca. Obviamente, para ayudar teníamos que ganar.


    Usted presenta como su mérito principal el haber construido el Partido Patriota, ¿pero eso tiene algún valor para los ciudadanos?


    – Y, ¿a través de qué funciona la democracia? Sin partidos no habría.


    Enumere sus logros como diputada.


    – Son muchos, he presentado iniciativas de ley y he hecho trabajo de fiscalización. Destacaría la fiscalización al Ministerio de Economía en el tiempo de Óscar Berger; también pude demostrar la sobrevaloración de carreteras, que se destituyese a un Ministro de Salud de este gobierno por incompetente, y a otro de Agricultura; logré que se emitiese orden de captura contra Haroldo Quezada Chapetón (jefe del Departamento de Tránsito de la PNC). También luché por la aprobación de la Ley Contra la Trata de Personas, gracias a la cual, hoy están en la cárcel traficantes de personas.


    Baldizón asegura que cuando él presidía la Comisión de Finanzas, usted estaba allí y que respaldó sus decisiones…


    – Es mentira, en todos los casos en que se tomaron decisiones en contra de los intereses del pueblo, o no firmé el acta, o emití voto razonado en contra.


    ¿A que se refiere con “intereses del pueblo?


    – Es que en la Comisión no todo son negocios. Por ejemplo, cuando quisieron aprobar la ley Antievasión II, que incluía el blue book (una tabla que establece el impuesto de primera matrícula que deben pagar los carros importados, en función de las características del vehículo), yo sí firmé en contra, porque el blue book castiga al campesino que necesita un picop y que está tratando de salir de la pobreza o la extrema pobreza.


    Ya que saca ese tema, ¿usted cree que un impuesto a la matriculación de vehículos perjudica a los pobres?


    – Vaya al interior… verá cómo hay gente sencilla que necesita sus picopitos destartalados para sacar la cosecha. Yo tengo un guardián que hace fletes en el día y por la noche trabaja conmigo. Y con su trabajo compró su picopito. Y él es pobre, pero ha tenido oportunidades, porque Roxana le dio la oportunidad y eso es lo que necesita el país.


    Están criticando mucho a Baldizón, pero, ¿qué hicieron para impedir sus manejos en la Comisión de Finanzas?


    – Votar en contra. Y, ¿qué podíamos hacer si en 2007 teníamos 8 diputados? Nos pasaban la aplanadora igualmente.
    Pero ustedes están acusándolo ahora de cometer delitos, incluso…


    – Nosotros tenemos las pruebas de cómo desvió fondos públicos para pagar créditos de sus empresas. Pero toda esta investigación no se hace de un día para otro. El problema es que ellos controlan la justicia.


    En cualquier caso, el de Baldizón no sería un caso aislado. ¿Puede afirmar que ninguno de sus diputados ha utilizado la construcción de obra pública para enriquecerse?


    – No tengo la certeza cien por cien, si no mentiría. Yo respondo por mí, no pongo las manos en el fuego por nadie.


    Por su partido van a llegar al Congreso, ahora, unos 60 diputados. ¿No puede descartar que ellos vayan a enriquecerse?


    – No lo puedo garantizar. Pero estas cosas suceden cuando el Ejecutivo tiene la voluntad de incentivarlas porque necesitan los votos para pasar leyes. Nosotros no lo haremos. Es cierto que nosotros ahora llevamos diputados con mucha experiencia y colmillo, pero ellos ahora tienen un líder como nunca habían tenido: Otto Pérez. Y esa es la gran diferencia.

    Si la cabeza está bien, el cuerpo está bien. Y la parte del cuerpo que no se acomode, estoy segura que no la vamos a retener.


    Pero ustedes también van a necesitar alianzas para aprobar leyes…


    – Sí, pero no tantas, otros 20 diputados más o menos. Creo tiene 14 y Viva-Encuentro por Guatemala 6. Esos ya suman 20 y creo que en esos partidos hay gente que piensa en el país, con la que se puede llegar a acuerdos, y que no van a pedir negocios. El próximo Congreso no va a ser fácil, pero tampoco tan difícil como el actual.


    Usted dice que como Vicepresidenta va a fiscalizar a su gobierno. Pero, ¿es creíble que vaya denunciar corrupción en su propio Gabinete?


    – Yo tengo un equipo de ocho personas que me pasan informes. Yo les digo, por ejemplo, investiguen dónde están los negocios en la emisión del pasaporte. Y ellos me reportan semanalmente. Este equipo yo me lo voy a llevar a la Vicepresidencia y van a trabajar igual, pero con más recursos. En el discurso de investidura de Otto Pérez, él va a hacer la advertencia a todos los funcionarios: lo de hacerse millonario en el Estado, se terminó. Y me va a nombrar fiscal interna dentro del Ejecutivo y vamos a trabajar con la Contralora y la Fiscal General. Y a ver quién se atreve a robar en mi gobierno.


    Pero le repito la pregunta, ¿es factible que vayan a tirar piedras a su propio tejado?


    – Normalmente es en los mandos medios donde está la corrupción y no van a ser personas de nuestro partido. Nosotros, a través de los sindicatos, les vamos a vigilar, y mi puerta va estar siempre abierta para las denuncias. El que se meta a problemas, va a tener problemas.


    El Tribunal Supremo Electoral (TSE) ya les ha impedido seguir haciendo campaña y ustedes lo ignoran. ¿No es razonable que haya límites y que se respeten?


    – Sí, ¿pero qué hacemos? Nadie ha tenido la voluntad en el Congreso de modificar la Ley Electoral.
    Pero si los límites que ya hay no los respetan…


    – Nosotros no hemos irrespetado la ley. Bueno, sí y no. Por ejemplo, lo que ha desbordado nuestro límite ha sido la campaña a alcalde de la capital. Pero es que la ley no dice sí la campaña de Presidente y la de alcalde van por separado.

    Entonces, hay que hacer una ley que primero prevea todas estas situaciones y segundo, que tenga dientes.


    La ley sí dice claramente que los financistas y sus donaciones deben ser públicas.


    – Ahí reconozco que no hemos cumplido. Pero puedo garantizar que no tenemos ni dinero del Estado ni del crimen organizado, solo de empresarios.


    ¿Se le puede decir que no al narcotráfico?


    – Ellos llamaron a la puerta hace cuatro años y dijimos que no. Es cuestión de valor y principios.
    ¿Después de la Vicepresidencia su carrera se acaba?


    – Sí, mis hijos lo han decidido, ellos no han tenido mamá durante los últimos diez años. Es un acuerdo entre los tres hombres de mi vida y yo. Regresaré a vender mis champús y a ponerme al frente de mis exportaciones.


    ¿Su ambición solo llega a la Vicepresidencia, entonces?


    – Yo conocí el poder muy joven, tenía 26 años, y viajaba a todas partes con el presidente Jorge Serrano. Pero salí horrorizada de la experiencia, no quería saber nada del poder. Luego conocí a Otto Pérez y me fui enamorando del proyecto. Le dije: deme la mitad del país y yo se lo organizo. Ambiciosa de poder, no soy. Yo sé que estos son 4 años y que no son más. Yo estuve ya 2 años y medio, y todo me dolió horrible porque ni me imaginaba lo que iba a hacer ese señor (Serrano). Entonces, yo lo que digo es: ayuda a todo lo que pueda, pórtese bien porque se las van cobrar, y rinda cuentas al pueblo.


    ¿Usted fue la censora de Jorge Serrano durante el autogolpe?


    – Eso es mentira. Yo sabía lo que era censura porque durante el gobierno anterior se censuró el programa en el que yo trabajaba, Aquí el Mundo, y me quedé sin trabajo. Serrano tomó la decisión con una sobrina suya. Pero yo supe desde el momento en el que se decidió que el Presidente se estaba poniendo una soga al cuello. Y así fue.


    ¿Lo efímero del poder no hace que lo ejerza con más voracidad?


    – Yo tengo mis empresas, he cambiado carro casi todos los años. Vengo de una familia que no era rica, pero he sido muy luchadora y no necesito el poder.

    Asier Andrés aandres@elperiodico.com.gt

    22 octubre 2011

    COMENTARIOS
    Reglas para comentar en el foro

    Este espacio es para promover el diálogo, compartir, discutir y argumentar sobre el artículo publicado, únicamente. Se prohíben mensajes que contengan:

  • Ataques personales, insultos, acusaciones o faltas de respeto
  • Mensajes incoherentes, sin objeto alguno o comerciales
  • Mensajes con spam, lenguaje sms o escrito todo en mayúsculas
  • Mensajes con contenido racista, sexista, o cualquiera que discrimine

  • Mensajes de contenido pornográfico
  • Piratería, o mensajes que permitan el uso ilícito de material con derechos de autor
  • Nos reservamos el derecho de editar o eliminar cualquier mensaje que no cumpla con las condiciones anteriores. Y de ser necesario bloquear a usuarios.

    Al participar, acepta las reglas y el aviso legal.



    Agregar su comentario
    comments powered by Disqus

    PARA LEER
    OPINION

    JOTA C
    ENCUESTA
    ¿Cree usted que despenalizar el tránsito y consumo de droga en Guatemala, ayudará a la lucha contra el narcotráfico?
    Si
    No

    Marca Registrada © Aldea Global, S.A. (elPeriódico)

    AYUDA

    NUESTRA REDACCIÓN

    CONTACTO

    AVISO LEGAL

    15 avenida 24-51 zona 13, Guatemala, Guatemala PBX: (502) 2427-2300

    Mas en esta seccion

    Lo bueno, lo malo y lo feo que señaló el FMI

    Publicado:(2014-07-20)

    /es/20140720/domingo/251146/

    Crisis y deterioro de la Marimba de Concierto de Bellas Artes

    Publicado:(2014-07-20)

    /es/20140720/domingo/251145/

    Hacer las maletas y abandonar el nido, ¿a qué edad?

    Publicado:(2014-07-20)

    /es/20140720/domingo/251144/

    Ministerio de Finanzas se rehúsa a entregar información pública

    Publicado:(2014-07-20)

    /es/20140720/domingo/251143/

    Los niños de la frontera: atrapados en el limbo

    Publicado:(2014-07-20)

    /es/20140720/domingo/251142/

    Gourmet : Costillas de cerdo al romero

    Publicado:(2014-07-20)

    /es/20140720/domingo/251141/

    El peso extra de vivir en zona roja

    Publicado:(2014-07-13)

    /es/20140713/domingo/250734/

    Una tienda duty free rodeada de polémica

    Publicado:(2014-07-13)

    /es/20140713/domingo/250729/

    La arriesgada aventura de los migrantes

    Publicado:(2014-07-13)

    /es/20140713/domingo/250733/

    ¿Por qué no gana la izquierda en Guatemala?

    Publicado:(2014-07-13)

    /es/20140713/domingo/250732/

    La corresponsabilidad migratoria

    Publicado:(2014-07-13)

    /es/20140713/domingo/250731/

    Sin gasolina para extranjeros en Potosí

    Publicado:(2014-07-13)

    /es/20140713/domingo/250730/

    Gourmet: Camarones al ajillo

    Publicado:(2014-07-13)

    /es/20140713/domingo/250735/

    Petapa gasta Q351 mil en “servicios de futbolistas”

    Publicado:(2014-07-06)

    /es/20140706/domingo/250344/

    El extraño caso del megapartido y sus perritos falderos

    Publicado:(2014-07-06)

    /es/20140706/domingo/250343/

    Tarjeta roja

    Publicado:(2014-07-06)

    /es/20140706/domingo/250342/

    La I Guerra Mundial: 52 meses de matanzas

    Publicado:(2014-07-06)

    /es/20140706/domingo/250346/

    Gourmet: Pollo en salsa de coco y camarón con casabe

    Publicado:(2014-07-06)

    /es/20140706/domingo/250348/

    El hombre que vio llorar a Árbenz

    Publicado:(2014-06-29)

    /es/20140629/domingo/250016/

    Obituario: Amerigo Giracca, el arquitecto humanista

    Publicado:(2014-06-29)

    /es/20140629/domingo/250019/

    Cuatro tareas estratégicas del Estado

    Publicado:(2014-06-29)

    /es/20140629/domingo/250015/

    ¿Sabe usted el costo del crecimiento económico?

    Publicado:(2014-06-29)

    /es/20140629/domingo/250014/

    El reto de generar confianza

    Publicado:(2014-06-29)

    /es/20140629/domingo/250013/

    El salar de Uyuni

    Publicado:(2014-06-29)

    /es/20140629/domingo/250017/

    Gourmet : Lomito en salsa de queso azul

    Publicado:(2014-06-29)

    /es/20140629/domingo/250018/

    Con B de “Breakdance”

    Publicado:(2014-06-22)

    /es/20140622/domingo/249630/

    Obama ante su espejo: Guatemala

    Publicado:(2014-06-22)

    /es/20140622/domingo/249633/

    “El vikingo”... nuestro asesino (parte II)

    Publicado:(2014-06-22)

    /es/20140622/domingo/249631/

    El costo del desarrollo social

    Publicado:(2014-06-22)

    /es/20140622/domingo/249632/

    La peligrosa ruta clandestina de los menores que migran solos a EE. UU.

    Publicado:(2014-06-22)

    /es/20140622/domingo/249629/

    Gourmet: Pollo en salsa de champiñones

    Publicado:(2014-06-22)

    /es/20140622/domingo/249628/

    Ley contra Femicidio: Entre la protección tutelar y la tergiversación

    Publicado:(2014-06-15)

    /es/20140615/domingo/249278/

    La democracia republicana

    Publicado:(2014-06-15)

    /es/20140615/domingo/249277/

    El territorio nacional minado de conflictos sociales

    Publicado:(2014-06-15)

    /es/20140615/domingo/249276/