Temp. actual

clima
24°C

Prob. de lluvia

lluvia
80%

Compra

  • 7.68
  • dolar

    Venta

  • 7.86
  • logoep

    Guatemala, lunes 27 de febrero de 2012

    facebook twitter youtube instagram mail rss

    LA COLUMNA

    Mujeres

    MARÍA OLGA PAIZ

    Ni los gallos han cantado cuando se levanta. A las cuatro, aviva las brasas, pone la olla de atole y echa las tortillas que sus hijos comerán antes de ir a la escuela. Camina entre sombras a encontrar la camioneta que la llevará a su trabajo en una casa de la ciudad. Allí exprime naranjas, barre pisos, plancha camisas, prepara guisos. Regresa con la noche a hacerles la cena a los niños, a lavarles la ropa, y todavía encuentra ánimos para jugar con ellos un rato. Se llama Lorena y desde que enviudó hace cuatro años lleva sobre los hombros la carga de proveer, alimentar, vestir, calzar y educar a sus cuatro hijos, todos menores de diez años.

     

    También Patty es el único sostén de sus tres hijos. Si se enferma el pequeño de Rotavirus, pide prestado para medicina. Ahorra centavos en un calcentín para comprar la muñeca que quiere la niña para ensayar de estilista. Pelea con el muchacho adolescente para que no salga a la calle a meterse en problemas. Mientras tanto, los dientes se le pudren en las encías a esta mujer de 35 años porque para el cuidado personal no alcanza con un solo ingreso familiar. El papá de los niños no está muerto, pero es como si lo estuviera. No aporta para la manutención. Me admira cómo se desloman esas mujeres por sus hijos, por ofrecerles la posibilidad de vivir al día y tal vez, solo tal vez, obtener una mejor vida que la propia en el futuro lejano y nebuloso. En medio del desamparo de los hombres y del Estado, sacan fuerzas para trabajar 18 horas diarias. No sé cómo no las paraliza la desesperanza de esa lucha solitaria y sin cuartel. Si no fuera por estas mujeres arrechas, este país hace rato se hubiera terminado de ir al diablo.

     

     

    MARÍA OLGA PAIZ

    27 febrero 2012

    COMENTARIOS
    Reglas para comentar en el foro

    Este espacio es para promover el diálogo, compartir, discutir y argumentar sobre el artículo publicado, únicamente. Se prohíben mensajes que contengan:

  • Ataques personales, insultos, acusaciones o faltas de respeto
  • Mensajes incoherentes, sin objeto alguno o comerciales
  • Mensajes con spam, lenguaje sms o escrito todo en mayúsculas
  • Mensajes con contenido racista, sexista, o cualquiera que discrimine

  • Mensajes de contenido pornográfico
  • Piratería, o mensajes que permitan el uso ilícito de material con derechos de autor
  • Nos reservamos el derecho de editar o eliminar cualquier mensaje que no cumpla con las condiciones anteriores. Y de ser necesario bloquear a usuarios.

    Al participar, acepta las reglas y el aviso legal.



    Agregar su comentario
    comments powered by Disqus

    PARA LEER
    OPINION
    JOTA C

    Marca Registrada © Aldea Global, S.A. (elPeriódico)

    AYUDA

    NUESTRA REDACCIÓN

    CONTACTO

    AVISO LEGAL

    15 avenida 24-51 zona 13, Guatemala, Guatemala PBX: (502) 2427-2300

    Mas en esta seccion

    CREA versus AEI

    Publicado:(2014-07-18)

    /es/20140718/lacolumna/251054/

    On Kawara

    Publicado:(2014-07-16)

    /es/20140716/lacolumna/250909/

    “El Relox”

    Publicado:(2014-07-15)

    /es/20140715/lacolumna/250814/

    Las calles

    Publicado:(2014-07-12)

    /es/20140712/lacolumna/250687/

    Reingeniería artística

    Publicado:(2014-07-11)

    /es/20140711/lacolumna/250630/

    Walterhugo (2)

    Publicado:(2014-07-11)

    /es/20140711/lacolumna/250629/

    Historias de abandono

    Publicado:(2014-07-09)

    /es/20140709/lacolumna/250490/

    El caso Harry Quebert

    Publicado:(2014-07-08)

    /es/20140708/lacolumna/250425/

    Nuestra primera jugada

    Publicado:(2014-07-05)

    /es/20140705/lacolumna/250300/

    Aplausos a la música pop

    Publicado:(2014-07-04)

    /es/20140704/lacolumna/250245/

    Gt (22)

    Publicado:(2014-07-03)

    /es/20140703/lacolumna/250203/

    “El testigo”

    Publicado:(2014-07-01)

    /es/20140701/lacolumna/250080/

    Enemigos de la comunicación

    Publicado:(2014-06-30)

    /es/20140630/lacolumna/250051/

    Alucinados

    Publicado:(2014-06-28)

    /es/20140628/lacolumna/249979/

    Vengadora (2)

    Publicado:(2014-06-27)

    /es/20140627/lacolumna/249960/

    La radio y TV deben pagar

    Publicado:(2014-06-27)

    /es/20140627/lacolumna/249932/

    Gt (21)

    Publicado:(2014-06-26)

    /es/20140626/lacolumna/249882/

    La Valiente

    Publicado:(2014-06-25)

    /es/20140625/lacolumna/249806/

    Aullidos

    Publicado:(2014-06-25)

    /es/20140625/lacolumna/249791/

    Causas

    Publicado:(2014-06-24)

    /es/20140624/lacolumna/249721/

    “El amante de Janis Joplin”

    Publicado:(2014-06-24)

    /es/20140624/lacolumna/249720/

    Los Fusiles de Octubre

    Publicado:(2014-06-23)

    /es/20140623/lacolumna/249673/

    Artes culinarias

    Publicado:(2014-06-21)

    /es/20140621/lacolumna/249611/

    El Corpus

    Publicado:(2014-06-21)

    /es/20140621/lacolumna/249593/

    Ni jazz, ni rock, ni pop

    Publicado:(2014-06-20)

    /es/20140620/lacolumna/249532/

    Negocios lesivos

    Publicado:(2014-06-20)

    /es/20140620/lacolumna/249528/

    Gt (20)

    Publicado:(2014-06-19)

    /es/20140619/lacolumna/249466/

    Colección Poyón

    Publicado:(2014-06-18)

    /es/20140618/lacolumna/249412/

    La dignidad de las flores

    Publicado:(2014-06-18)

    /es/20140618/lacolumna/249411/

    “Larga noche hacia mi madre”

    Publicado:(2014-06-17)

    /es/20140617/lacolumna/249356/

    Lodazal

    Publicado:(2014-06-17)

    /es/20140617/lacolumna/249354/

    Esa muerte que dio vida

    Publicado:(2014-06-16)

    /es/20140616/lacolumna/249290/

    “El libro de los Arcángeles”

    Publicado:(2014-06-14)

    /es/20140614/lacolumna/249229/

    Semillas

    Publicado:(2014-06-14)

    /es/20140614/lacolumna/249227/