Temp. actual

clima
24°C

Prob. de lluvia

lluvia
80%

Compra

  • 7.68
  • dolar

    Venta

  • 7.86
  • logoep

    Guatemala, viernes 08 de junio de 2012

    facebook twitter youtube instagram mail rss

    OPINIÓN

    Jarabe de morro

    Luis Figueroa

    Es temporada de jarabe de morro porque es tiempo de izotes.

    El brujo de la Boca del Monte le dio la receta a mi bisabuela, Mami, y ella enviaba el jarabe de morro para curarnos la tos a los niños. De eso me acordé ayer, que amanecí tosiendo, y que no tenía ganas de escribir de bochincheros, de reformas constitucionales, ni de policías secuestradores.

     

    Esta es temporada de hacer jarabe de morro porque es tiempo de flores de izote, uno de los ingredientes indispensables para aquella preparación. Los otros componentes son los morros, claro; cañafístula, guarumo, flores de buganvilia roja, rapadura y brandy.

     

    Todos aquellos ingredientes –menos las flores de izote y la panela– están mencionados en Plantas de uso medicinal en Guatemala, por A. Cáceres; y a todas se les atribuyen propiedades para el tratamiento de afecciones respiratorias. Las flores de izote, por cierto, están descritas en la receta como candelas de flor de izote y son las floraciones antes de reventar. Desafortunadamente, la receta no tiene cantidades.

     

    El brandy se explica porque sirve para conservar el jarabe; y por la siguiente anécdota de mi cuate, Amable: Este era el cura del pueblo, cuyo remedio contra la gripe eran una botella de brandy y un sombrero. El cura ponía el sombrero a los pies de la cama y se metía en ella. Y tomaba brandy hasta que veía dos sombreros. Entonces estaba sanado.

     

    La última vez que hicimos jarabe de morro en la casa fue en 1974; y todavía estaba viva mi nana, Elena. Cuando ya se había enfriado el jarabe y tocaba añadir el brandy, fui a donde mis padres guardaban los licores y elegí. Descarté dos botellas que se veían elegantes y tomé una de cierto licor nacional del cual había oído decir a mi padre que era “como coñac”. 

     

    Cuando les conté a mis padres que había hecho jarabe de morro me preguntaron que qué licor le había echado; y, listo yo, les dije que había tomado un ron nacional para no usar los importados. Y resultó que esa era una botella que la Licorera le había obsequiado a mi padre, en aquellos tiempos en los que el Zacapa no se comercializaba como ahora y era algo muy raro y apreciado. Por supuesto que “me cayó mi enjabonada”; pero valió la pena porque todavía recuerdo el sabor delicioso de aquel jarabe y sus propiedades curativas contra la tos, solo igualadas por la infusión de orozuz, de mi amiga Lucía.

     

    luisfi61.com

    Luis Figueroa

    7 junio 2012

    COMENTARIOS
    Reglas para comentar en el foro

    Este espacio es para promover el diálogo, compartir, discutir y argumentar sobre el artículo publicado, únicamente. Se prohíben mensajes que contengan:

  • Ataques personales, insultos, acusaciones o faltas de respeto
  • Mensajes incoherentes, sin objeto alguno o comerciales
  • Mensajes con spam, lenguaje sms o escrito todo en mayúsculas
  • Mensajes con contenido racista, sexista, o cualquiera que discrimine

  • Mensajes de contenido pornográfico
  • Piratería, o mensajes que permitan el uso ilícito de material con derechos de autor
  • Nos reservamos el derecho de editar o eliminar cualquier mensaje que no cumpla con las condiciones anteriores. Y de ser necesario bloquear a usuarios.

    Al participar, acepta las reglas y el aviso legal.



    Agregar su comentario
    comments powered by Disqus

    PARA LEER

    Jarabe de morro

    Luis Figueroa

    Actitudes ante el aprendizaje

    Roberto Moreno G. y Denise Pemueller de García

    Criminalística

    Álvaro Castellanos Howell

    Balder y el anhelo de todo padre

    Pablo Rodas Martini

    Canas dignas y admirables

    César A. García E.

    En memoria

    Juan Luis Font

    OPINION

    Marca Registrada © Aldea Global, S.A. (elPeriódico)

    AYUDA

    NUESTRA REDACCIÓN

    CONTACTO

    AVISO LEGAL

    15 avenida 24-51 zona 13, Guatemala, Guatemala PBX: (502) 2427-2300

    Mas en esta seccion

    Jarabe de morro

    Publicado:(2012-06-08)

    /es/20120608/opinion/213332/

    Jarabe de morro

    Publicado:(2012-06-08)

    /es/20120608/opinion/213332/

    Jarabe de morro

    Publicado:(2012-06-08)

    /es/20120608/opinion/213332/

    Jarabe de morro

    Publicado:(2012-06-08)

    /es/20120608/opinion/213332/

    Jarabe de morro

    Publicado:(2012-06-08)

    /es/20120608/opinion/213332/

    Jarabe de morro

    Publicado:(2012-06-08)

    /es/20120608/opinion/213332/

    “Belcebú”

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251320/

    El buen desempeño económico y la seguridad

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251305/

    La letra “R”

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251304/

    Comentarios… ¡Ánimo Ejército!

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251303/

    El rincón de Casandra

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251302/

    China pisa fuerte en Latinoamérica

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251301/

    Cuando la mentira y las argucias imperan

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251300/

    Despenalización de las drogas: un camino posible

    Publicado:(2014-07-23)

    /es/20140723/opinion/251299/

    El futuro es hoy

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251242/

    ISR: ¡El “Muso” tenía razón!

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251241/

    Intolerancia

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251240/

    ¿Qué puede aprender Latinoamérica del Mundial de fútbol?

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251239/

    Esa imperceptible cosa llamada desigualdad

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251238/

    Bipartidismo legislativo

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251237/

    El vacío de poder en Gaza

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251236/

    Contraloría de Cuentas

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251235/

    La otra cara del caudillo

    Publicado:(2014-07-22)

    /es/20140722/opinion/251234/

    Treinta meses después…

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251189/

    Democracia simulada

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251174/

    El impacto de los procesos de urbanización

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251173/

    ¿Guardias o asesinos?

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251172/

    PP y Lider: una señal

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251170/

    Olas de niños migrantes: si ponemos las cosas en su lugar…

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251169/

    El país de los absurdos

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251168/

    El entendimiento mutuo y el respeto

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251167/

    Consumo de Internet crece en toda Latinoamérica

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251166/

    Más huevón

    Publicado:(2014-07-21)

    /es/20140721/opinion/251165/

    El Mundial de la FIFA

    Publicado:(2014-07-19)

    /es/20140719/opinion/251109/